Falafel con Tzatziki

  • Falafel de Lentejas

  • Falafel de Garbanzos

  • Falafel al Horno

  • Falafel de Habas

  • Falafel de Soja


  • "Falafel con Tzatziki"

    Falafel con Tzatziki



    A continuación te mostramos la receta completa para hacer un exquisito falafel con tzatziki, un plato sabroso y sencillo de preparar, en el que la combinación de sabores del falafel con la salsa tzatziki resulta deliciosa.

    Ingredientes:

    - Medio kilo de garbanzos
    - 4-5 dientes de ajo
    - Dos cebollas medianas
    - Un sobre de levadura en polvo
    - Pimienta molida
    - Dos cucharaditas de comino
    - Perejil
    - Sal
    - Aceite de oliva virgen


    Ingredientes para el tzatziki:

    - Un par de pepinos
    - Dos yogures griegos
    - Zumo de medio limón
    - Dos dientes de ajo
    - Aceite de oliva virgen
    - Sal
    - Pimienta molida
    - Menta fresca o eneldo (Opcional)


    


    Preparación:

    El día antes de preparar esta receta, ponemos en remojo los garbanzos, ya que necesitamos que estén así al menos 24 horas, para que se hidraten bien. Ten cuidado que no se queden sin agua en ningún momento. Una vez pasado ese tiempo, los escurrimos y ponemos a secar sobre un trapo de cocina o papel absorbente, para que se queden lo más secos posible, soltando toda el agua sobrante. Una vez los hayamos secado bien, los picaremos en una picadora en trozos bien pequeños, aunque sin llegar a triturarlos del todo.





    A continuación pelamos la cebolla, que cortamos en varios trozos, los ajos, y picamos ambos ingredientes junto al perejil, del que usamos una buena cantidad para darle sabor a la receta. Una vez picados los echamos en un recipiente amplio junto con los garbanzos que ya habíamos picado. Agregamos sal y pimienta molida, un par de cucharaditas de comino y un sobre de levadura en polvo, y removemos lo mejor posible para mezclar todos los ingredientes. Lo hacemos con un cucharón o mejor aún con las manos, para amasar y mezclar bien todos los ingredientes. La masa resultante la dejamos reposar sobre una hora.

    Tras ese tiempo, vamos a hacer las bolas para el falafel, con las manos directamente, haciendo bolas de unos 4 o 5 centímetros como máximo, que aplastaremos después un poco para darles la forma característica. Si la masa está demasiado húmeda y cuesta hacer las bolas, agregamos harina poco a poco, a ser posible de garbanzos, y volvemos a mezclar, hasta que quede con el punto justo para hacer las bolitas.

    Al acabar vamos a preparar la salsa tzatziki para tenerla ya lista una vez friamos el falafel. Pelamos los pepinos, les quitamos las semillas, los trituramos con una batidora o picadora, y los dejamos escurriendo sobre un colador amplio con un poco de sal, para que pierdan todo el jugo. Un truco es aplastar la pulpa con una cuchara para que suelten todo el jugo, y dejarla lo más seca posible. Al acabar los echamos en un bol junto con los yogures griegos, el zumo de medio limón, un chorreón de aceite de oliva virgen, sal y pimienta al gusto y el ajo muy bien picado, además de menta fresca o eneldo picado si quieres añadirle, y removemos bien para mezclarlo todo. Dejamos en la nevera hasta la hora de usar la salsa.


    Y ya solo nos queda hacer los falafel, para lo que usamos una sartén, en la que ponemos a calentar abundante aceite de oliva virgen, y una vez esté bien caliente vamos a freír todo el falafel, intentando que queden bien cubiertos de aceite para que por dentro no queden poco hechos. Los vamos colocando sobre papel absorbente a medida que los vamos sacando, y al acabar los servimos para comer en caliente, acompañados con la salsa tzatziki que preparamos antes. Y a disfrutar de este estupendo plato que seguro te va a encantar.